16.6.11

En la balanza

¿Qué no me ofrece la tecnología analógica? Versatilidad, rapidez, exactitud, resolución. ¿Con qué me compensa y recompensa esas insuficiencias? Con un disfrute mucho mayor de las fotos exitosas.

3 comentarios:

QuimVD dijo...

Equilibrar el fiel de esta balanza se me antoja harto difícil por el diferente valor de las pesas que le darían los partidarios del digital y el analógico. Al final todo acaba siendo del color del cristal en que uno se lo mira.
Te comprendo perfectamente, porque tengo fotos de los años 70, llenas de ruido, que no cambiaría por lo mejor que he hecho últimamente.
Hasta siempre, amigo!!!

Eugenio García dijo...

Claro Joaquín, por supuesto que éste es un blog donde hablo a través del cristal de mi subjetividad. Son mis sentimientos íntimos sobre la fotografía lo que cuelgo aquí... bueno, con cierto pudor porque hay cosas que podría aún decir y no me atrevo, pero trato de avanzar sugiriendo y siendo honesto conmigo mismo...

Pero Joaquín... en los 70 no había ruido.. había grano que es tan diferente del escandaloso ruido :D Me complace mucho que visites ésta callejuela abandonada y que comentes.

QuimVD dijo...

Rectifico lo de ruido por grano y te agradezco la apreciación. Si visito esta "callejuela abandonada" es porque un verdadero amante de este bello arte opina de forma honesta de los mil y uno vericuetos del mismo y, diría, en forma harto elocuente.
No pares, querido colega!!!